Grupo Flecha Roja: Marcas y destinos

La historia del Grupo Flecha Roja es un relato fascinante que se ha ido tejiendo a lo largo de casi un siglo, desde sus modestos inicios hasta convertirse en una de las empresas de transporte más emblemáticas de México. La visión y determinación del Sr. Don Ángel Landaverde Nieto, un pionero del transporte mexicano, marcó el inicio de esta travesía en 1922.

En sus primeros días, la actividad principal de Flecha Roja estaba centrada en el transporte de mineros desde Pachuca hacia los yacimientos de Santa Gertrudis o Real del Monte. Los camiones adaptados para este propósito, conocidos como Julias, se llenaban de hombres con la indumentaria típica de mineros, partiendo desde La Bella Airosa hacia sus lugares de trabajo. Don Ángel, con tan solo 21 años, regresó a su ciudad natal para liderar esta empresa pionera.

El tiempo fue testigo del crecimiento progresivo del autotransporte de pasajeros en Pachuca, gracias a la participación de diversos emprendedores locales como Andrés Cortázar, Leobardo Morales, Ocampo Galindo y las familias Escárcega, Carreño y Martínez. Este impulso permitió a Flecha Roja expandir sus rutas hacia minas más distantes y localidades vecinas, atendiendo no solo a mineros, sino también a comerciantes, agricultores y familias enteras.

Mira tambiénGrupo Estrella Blanca: Marcas y destinos

En 1923, Don Ángel Landaverde, junto con Juan P. Morales y Trinidad Mejía, fusionaron sus esfuerzos con otros autotransportistas de la región para dar vida a la línea México-Pachuca. Este fue el punto de partida de un viaje que llevaría a la creación de nuevas líneas como México-Pachuca-Zimapan-Valles, extendiendo su alcance a la Sierra Gorda y la Huasteca Potosina.

La década de 1940 y 1950 vio la transición de vehículos con carrocerías modificadas a la importación de los primeros autobuses integrales desde Estados Unidos. Flecha Roja se mantuvo a la vanguardia, adoptando tecnologías innovadoras como los inconfundibles DINA, réplicas de los Flxliners.

La red de Flecha Roja no se limitó a la línea principal, dando origen a otras empresas como Autobuses Metzcos Flecha Roja y Autobuses Pachuca Actopan Ixmiquilpan Flecha Roja, para cubrir destinos específicos en la Huasteca Hidalguense y el Corredor de la Montaña.

Mira tambiénGrupo Flecha Amarilla: Marcas y destinos

A lo largo de las décadas, Flecha Roja ha enfrentado desafíos diversos, pero la dedicación de generaciones de la familia Landaverde ha sido la columna vertebral de su éxito. Desde Don Ángel hasta la tercera generación, representada por el Arq. Rodolfo, el Lic. Ramón Landaverde y socios, cada uno contribuyó al crecimiento y modernización de la empresa.

En el nuevo milenio, el Grupo Flecha Roja experimentó cambios significativos con la venta de una parte de la empresa al Grupo Valle del Mezquital. Esta transacción permitió la capitalización y la modernización del parque vehicular, llevando a la adquisición de autobuses Irizar para la línea México-Zimapan Valles Flecha Roja.

Sin embargo, la historia tuvo un giro en la última década del nuevo milenio cuando la línea México-Zimapan-Valles fue vendida al Grupo IAMSA, encabezado por Ómnibus de México. A pesar de este cambio, el legado de Grupo Flecha Roja perdura en la memoria de quienes lo vivieron y en la huella dejada en el transporte mexicano.

Mira tambiénGrupo Toluca: Marcas y destinos

Te puede interesar:

Subir

Utilizamos cookies Más info